My Sanford Chart allows you secure online access to your personal health information and your child's health information. It's available anywhere you have internet access. There is no cost to you and registering is quick and simple.

Sign Up for My Sanford Chart
Si su hijo o hija es violado o violada

Read this article in English

(If Your Child Is Raped)

La violación, que es un acto sexual forzado y no deseado, puede ocurrir a hombres y mujeres de todas las edades.

La violación (también denominada agresión sexual) se trata de poder, no de sexo. Un violador utiliza la fuerza o amenaza de usar la fuerza o violencia para ejercer control sobre otro ser humano. Algunos violadores utilizan drogas o alcohol para anular la capacidad de defensa de una persona.

La violación es un delito, ya sea que la persona que lo cometa sea un extraño, una cita, un conocido o un familiar.

Independiente de cómo suceda, la violación es aterradora y traumática. Una persona que ha sido violada necesita cuidado, consuelo y una forma de sanar.

Como padre, ¿cómo puede apoyar a un niño que ha sido violado? Aquí presentamos una visión general de las herramientas que necesitará para ayudar a su hijo.

Signos que debe saber

Ayudar a un hijo que guarda un secreto puede ser difícil. Los preadolescentes y los adolescentes a menudo acuden a sus amigos para conversar sobre problemas personales profundos y, desafortunadamente, algo tan serio como una violación no es una excepción.

Tal vez su hijo siente que usted se enojará, pensando que él o ella "lo provocó" de alguna forma; tal vez, no conversa abiertamente sobre los problemas sexuales y él o ella se sentirían incómodos contándolo.

Cualquiera sea la razón, acercarse a su hijo y mantener las líneas de la comunicación abiertas, es fundamental para su relación. Haga que su hijo sienta, con frecuencia, que usted está ahí para escucharlo y quiere saber si alguien alguna vez lo daña.

Una persona que ha sido violada podría sentirse enojada, asustada, paralizada, denigrada o confundida. También es normal sentirse avergonzado o apenado. Algunas personas se apartan de los amigos y la familia. Otros no quieren estar solos. Algunos se sienten deprimidos, ansiosos o nerviosos.

Algunas veces los sentimientos que se relacionan con la violación pueden demostrarse en formas físicas, como problemas para dormir o comer. Puede ser difícil concentrarse en la escuela o participar en las actividades cotidianas. Los expertos muchas veces se refieren a estas emociones, y sus efectos secundarios físicos, como síndrome del trauma de violación. La mejor forma de trabajarlos es con ayuda profesional.

Busque atención médica

Si su hijo o hija le ha confiado ser la víctima de una violación, es importante buscar atención médica de inmediato. Un médico deberá examinar si hay enfermedades de transmisión sexual (ETS) y lesiones internas.

La mayoría de las comunidades tienen líneas directas locales para casos de violación en la guía telefónica donde lo pueden asesorar sobre el lugar en el que puede recibir ayuda médica. También puede comunicarse con la línea directa nacional de agresión sexual al (800) 656-HOPE. La mayoría de los centros médicos y departamentos de urgencias hospitalarios cuentan con médicos y asesores que han sido capacitados para atender a una persona que ha sido violada.

Su hijo/a debe recibir atención médica de inmediato sin cambiar la vestimenta, bañarse, ducharse o lavarse. No asearse puede ser difícil, por supuesto, ya que es un instinto humano natural quitarse todos los rastros de una agresión sexual. Pero ser examinado de inmediato es la mejor forma de asegurar el tratamiento médico correcto.

Qué esperar durante el examen

Antes del examen, un asesor o trabajador social capacitado escuchará el relato de su hijo sobre lo ocurrido. Conversar con una persona capacitada puede ayudar a su hijo a liberar algunas de las emociones relacionadas con la experiencia y comenzar a sentirse tranquilo y seguro nuevamente.

El asesor también podría conversar sobre el examen médico y lo que implica. Cada estado o jurisdicción puede tener requisitos diferentes pero los pasos de un examen médico suelen incluir:

  • Un profesional médico evaluará si hay alguna ETS, incluso VIH/SIDA. Estas pruebas pueden incluir la toma de muestras de sangre o saliva. Aunque la idea de tener una ETS después de una violación es extremadamente aterradora, cuanto más rápido se diagnostique, más efectivo podrá ser el tratamiento. Los médicos pueden iniciar a su hijo en cursos de tratamiento inmediato por ETS, que incluyen VIH/SIDA, para protegerles contra el desarrollo de estas enfermedades.
  • Si su hija es violada, un profesional médico puede tratarla por un embarazo indeseado, si así lo decide.
  • Un profesional médico examinará a su hijo/a internamente para revisar si hay lesiones que pudieran haberse producido por la violación.
  • Un profesional o un técnico médico capacitado puede buscar y tomar muestras del cabello, la piel, las uñas o fluidos corporales del violador de la vestimenta o el cuerpo de su hijo.
  • Si piensa que a su hijo le han dado una droga para la violación, el médico o técnico también puede evaluar esto.

Incluso si su hijo/a no es examinado/a de inmediato, no significa que no pueda hacerse posteriormente. Una persona aún puede acudir a un médico o clínica local para ser revisado por ETS, embarazo o lesiones en todo momento después de la violación. En algunos casos, los médicos pueden incluso reunir evidencia varios días después de ocurrida la violación.

Exámenes importantes para procesar un delito

Se recomienda buscar atención médica inmediata no sólo para asegurar la salud y la seguridad de su hijo/a sino también para obtener documentación si usted y su hijo/a deciden denunciar el delito.

Las pruebas médicas brindan la evidencia necesaria para procesar al violador si se realiza una demanda penal. Si decide no denunciarlo, podría cambiar de idea más adelante (eso sucede a menudo) y contar con los resultados del examen médico puede ayudar. Tenga en cuenta, los estatutos de limitaciones sobre violación sólo le brindan a una persona una cantidad de tiempo determinada para iniciar una acción legal. Asegúrese de saber cuánto tiempo tiene para denunciar la violación. Un centro local de crisis por violación puede asesorarlo sobre las leyes de su estado.

Si el adolescente ha sido violado y opta por no contarle a usted, tenga presente que las leyes de algunos estados no exigen que los padres sean notificados si un adolescente menor de 18 años se ha comunicado con un centro de crisis de violación o ha visitado una clínica para una evaluación.

Cómo abordar la salud emocional

Aquellas personas que han sido violadas a menudo evitan buscar ayuda porque temen que hablar sobre eso evoque recuerdos o sentimientos que son demasiado dolorosos.

Pero, en realidad, esta actitud puede ser más perjudicial que beneficiosa. Buscar ayuda y apoyo emocional mediante un profesional capacitado es la mejor forma de asegurar la sanación a largo plazo. Trabajar el dolor lo antes posible puede ayudar a reducir los síntomas como pesadillas y recuerdos recurrentes. También puede ayudar a que una persona evite comportamientos y emociones potencialmente perjudiciales, como depresión o lesiones autoinfligidas.

Los sobrevivientes de las violaciones procesan los sentimientos de modos diferentes. Pregunte a su hijo qué tipo de asesoramiento prefiere: algunas personas se sienten más cómodas hablando personalmente con un terapeuta. Otros descubren que participar en un grupo de apoyo donde pueden estar con otros sobrevivientes los ayuda a sentirse mejor, recuperar el poder y continuar con sus vidas. En un grupo de apoyo, pueden recibir ayuda y podrían ayudar a los demás a sanarse compartiendo sus experiencias e ideas.

Revisado por: Richard S. Kingsley, MD
Fecha de la revisión: enero de 2011

Kids Health

Note: All information is for educational purposes only. For specific medical advice, diagnoses, and treatment, consult your doctor.

© 1995-2014 The Nemours Foundation/KidsHealth. All rights reserved.