My Sanford Chart allows you secure online access to your personal health information and your child's health information. It's available anywhere you have internet access. There is no cost to you and registering is quick and simple.

Sign Up for My Sanford Chart
Exploraciones testiculares

Read this in English

(Testicular Exams)

Sobre exploraciones testiculares

Los exámenes médicos, sean para la escuela, la práctica de algún deporte o un campamento de verano, los médicos suelen ser simples. Muchas partes de la exploración tienen sentido para la mayoría de los chicos: la balanza se utiliza para pesarlos, el estetoscopio para escucharles el corazón.

Pero ... ¿por qué necesita el médico tocarte y palparte los testículos? ¿Acaso no hay una forma mejor y menos embarazosa de comprobar cómo está esa parte del cuerpo?

Si estás sano y te sometes a un exámen médico, el médico querrá averiguar cosas específicas sobre tu cuerpo y tu salud. Te medirá, te pesará y te tomará la temperatura y la tensión arterial. También te escuchará el corazón y los pulmones y probablemente te examinará los ojos, los oídos, la nariz y la garganta, y es posible que te evalúe los reflejos dándote golpecitos en las rodillas y los tobillos. Para todas esas partes de la exploración, el médico utilizará instrumentos y equipos médicos para obtener la información que necesita.

Sin embargo, para explorarte otras partes del cuerpo, el sentido del tacto y la experiencia del médico serán claves para evaluar su funcionamiento. Durante el exámen, el médico te palpará el abdomen para identificar posibles problemas en el hígado o el bazo. Es posible que también te palpe los ganglios linfáticos del cuello, las axilas y las ingles para detectar posible inflamaciones, que podrían indicar la presencia de infecciones u otros problemas. Y el médico también necesitará palparte los testículos y el área que los rodea para estar seguro de que se están desarrollando adecuadamente y no tienen ningún problema.

Dos problemas que pueden tener los chicos en los testículos son las hernias y —raramente— el cáncer de testículo.

Hernias

Las hernias se producen cuando una parte del intestino se desliza por una abertura de la pared abdominal y entra en la zona de la ingle o el escroto (el saco de piel que aloja los testículos). Algunas personas creen que esto solamente ocurre cuando se hace un esfuerzo para levantar algo pesado, pero generalmente esta no es la causa principal de las hernias. La mayoría de las hernias se producen debido a una debilidad congénita en la pared abdominal. Si un trozo de intestino queda estrangulado dentro del escroto, puede interrumpirse el riego sanguíneo en el intestino, lo que puede provocar graves problemas si la situación no se corrige rápidamente.

Un médico puede palpar una hernia realizando un tacto testicular, es decir, explorando manualmente la región que hay alrededor de la ingle y los testículos. Es posible que el médico te pida que tosas mientras te presiona o palpa esa área. A veces, la hernia hace que sobresalga un bultito que el médico podrá detectar mediante el tacto testicular; en estos casos, la cirugía casi siempre permite solucionar completamente el problema.

Cáncer de testículo

A pesar de que el cáncer de testículo es muy poco frecuente en los adolescentes (en EE.UU. se da en tres de cada 100.000 chicos de entre 15 y 19 años), es el segundo cáncer más frecuentemente observado durante la adolescencia y el cáncer más frecuente en los hombres de 20 a 34 años.

Es muy importante que el médico te explore los testículos por lo menos una vez al año. A tal efecto, tu médico te palpará separadamente cada testículo, haciéndolo rodar suavemente entre el pulgar y el índice, para detectar posibles bultos y comprobar si está demasiado duro o agrandado.

El médico también te explicará cómo se hace una autopalpación o autoexploración testicular. Aprender a explorarte los testículos y acordarte de hacerlo por lo menos una vez al mes a fin de detectar bultos o durezas es muy importante. Un tumor (crecimiento o bulto) en los testículos podría ser un cáncer. Conocer la textura que tienen tus testículos cuando están sanos te ayudará a detectar posibles cambios o anomalías en esa parte del cuerpo.

Cuanto antes se detecte cualquier bultito o crecimiento nuevo en un testículo, muchas más probabilidades de supervivencia y de curación total habrá en el caso de que resultara ser un cáncer.

Por último, ten en cuenta que, por violento o extraño que te pueda resultar que un médico te palpe los testículos, para él es de lo más normal. Mientras el médico te explore esa parte del cuerpo, es posible que tengas una erección (es algo que no puedes controlar). Se trata de una reacción normal que ocurre frecuentemente cuando a los chicos les exploran los genitales. Si te ocurre a ti, no molestará ni incomodará al médico, o sea que no tienes por qué avergonzarte.

Revisado por: T. Ernesto Figueroa, MD
Fecha de la revisión: abril de 2009

Kids Health

Note: All information is for educational purposes only. For specific medical advice, diagnoses, and treatment, consult your doctor.

© 1995-2014 The Nemours Foundation/KidsHealth. All rights reserved.